UdeC y Sutuc, pactan acuerdos


Patricia González.-

Por fin llegaron a un acuerdo con la máxima casa de estudios y será en la próxima quincena cuando se empiecen a pagar los 90 millones de pesos correspondientes al Fondo Social de Apoyo al Pensionado (Fosap), además que ya se tienen acuerdos firmes con la Universidad de Colima en lo que se refiere a las 35 violaciones al Contrato Colectivo de Trabajo.

Así lo dio a conocer Luis Enrique Zamorano Manríquez, secretario general del Sindicato Unico de Trabajadores de la Universidad de Colima, quien informó que se logró el acuerdo que la próxima quincena se depositan 10 millones de pesos como aportación inicial de los 90 millones de pesos pactados en marzo del 2013 entre Sindicato y la UdeC.

Mencionó que “vamos a calendarizar los depósitos restantes hasta completar los 90 millones de pesos dentro del periodo pactado de cuatro años”.

Respecto a las aportaciones del 5% del salario base mensual de los trabajadores de la Universidad de Colima al Fondo y la aportación del 10% que tiene que hacer la UdeC, se logró el compromiso que estas aportaciones se van a depositar a partir de la próxima quincena, monto que suma una cantidad cercana a los seis millones de pesos mensuales.

El secretario general del Sutuc agregó que será en la próxima semana cuando se instalará el Comité Técnico del Fosap para cumplir con las funciones que señala el reglamento, a la par que analizarán y adecuarán el mismo para atender las observaciones contenidas en el documento firmado en marzo del 2013.

Al referirse a las 35 violaciones al contrato colectivo del trabajo aseguró que “están negociadas en su totalidad, las cuales están subsanadas y el documento que señala la forma en cómo se enmendaron será depositado ante la autoridad competente a partir de la próxima quincena y posteriormente se dará a conocer”.

Comunicó que se están buscando mecanismos para fortalecer el Fosap para que los nuevos compañeros que se incorporen a la Universidad de Colima sigan gozando esta gratificación, “para lo cual es necesario considerar que la esperanza de vida ha crecido y, por lo tanto, debemos ajustar los dos requisitos base para esta prestación que son los años de servicio y la edad cronológica”.

Ante esto dio a conocer que los nuevos trabajadores que ingresen a laborar a la Universidad de Colima “será de 35 años de servicio o de sesenta y cinco años de edad (para alcanzar la jubilación)”, aclaró que esta medida no es retroactiva para quienes ya trabajan en la Universidad de Colima, pero sí aplicará para las personas que se incorporen como trabajadores a la Universidad de Colima durante los próximos años.

Finalmente, dio a conocer que con estos convenios se tiene el objetivo que en los próximos cuatro años se cumpla con el acuerdo pactado en marzo del 2013 en el que se anunció que se iban a aportar 90 millones de pesos adicionales para fortalecer el fondo, es decir que en cuatro años el FOSAP estará con las finanzas al día.