Punto (.) Rojo


NABOR Y “PICO”: LA BATALLA POR EL MISMO CARGO

Y ESTE DIA, CLARO QUE SI MANDO MIS POSTDATAS

J. Baldomero Díaz Gaytán

En el organigrama del poder político y moral en el estado de Colima, los seis cargos de mayor importancia son: La gubernatura del estado, el obispado de Colima, la Rectoría de la Universidad de Colima, la dirección general de la Administración Portuaria Integral de Manzanillo, la presidencia municipal de Colima y la alcaldía de Manzanillo.

En las elecciones del primer domingo de junio habrá un premio mayor: La gubernatura del estado, pero los dos premios que le siguen en importancia son las alcaldías de la capital del estado y la del puerto de Manzanillo. La primera, con múltiples fortalezas en el poder político y la segunda, encarnando el poderío económico de la entidad.

Por ello, todos los que aspiran a la candidatura del Partido Revolucionario Institucional al Gobierno del Estado están diseñando un plan “A”, un plan “B” y si la situación lo requiere, hasta un plan “C”. Por ello vamos analizando nombre por nombre para conocer cuáles son sus proyectos y planes.

1.- José Ignacio Peralta Sánchez: Su prioridad es la candidatura al Gobierno del Estado. De no conseguirla, buscaría quedarse en México en el gabinete del presidente Peña Nieto o, como última opción, buscaría una candidatura a diputado federal por la vía de la representación proporcional.

2.- Federico Rangel Lozano: Su plan “A” es la candidatura a la gubernatura. Su segunda opción sería ser candidato a diputado federal por el primer distrito electoral y como última vía, buscaría una diputación local para llegar a la coordinación de la bancada del PRI en el Congreso del Estado.

3.- Rogelio Humberto Rueda Sánchez: Buscaría como prioridad ser el candidato al Gobierno de Colima. Su segunda opción sería regresar a Manzanillo como candidato a presidente municipal. Su tercera opción sería la candidatura a la diputación federal y una cuarta probabilidad sería una diputación local para coordinar a los priístas en el Poder Legislativo.

4.- Mely Romero Celis: Sólo tiene plan “A” y “B”. El primero, ser candidata a la gubernatura y la segunda opción sería permanecer en el Senado de la República.

5.- Arnoldo Ochoa González: Busca por tercera ocasión ser el candidato del PRI a la gubernatura. Una segunda opción sería coordinar a los diputados locales del PRI a partir del 2015 o, una tercera probabilidad, radica en ser Secretario General de Gobierno en caso de que Ignacio Peralta Sánchez gane la gubernatura el próximo año.

6.- Enrique Rojas Orozco: Su plan “A” es buscar la candidatura del tricolor al gobierno estatal. El plan “B” sería la nominación a la diputación federal por el primer distrito electoral y una tercera probabilidad sería la de ser, de nueva cuenta, candidato a una diputación local por su natal Villa de Alvarez.

7.- Rafael Gutiérrez Villalobos: Su prioridad es ser el nominado a la gubernatura del estado. Su plan “B” radica en ser el postulado por su partido como candidato a la presidencia municipal de Colima. Una tercera opción radica es la posibilidad de llegar al Congreso del Estado como diputado local.

8.- Nabor Ochoa López: Su aspiración se centra en ser el candidato de la alianza PRI-Partido Verde al Gobierno de Colima. Su plan “B”, implica a Manzanillo como candidato a la presidencia municipal. Una tercera opción sería buscar coordinar a la bancada del PRI en el Congreso del Estado.

Estos son, amables lectores, los planes, los proyectos, las expectativas que se están manejando en los búnker de campaña de cada uno de los aspirantes a quedarse con la candidatura del PRI al Gobierno del Estado.

Y el tema llega como reflexión para comprender lo que sucedió el pasado fin de semana en Manzanillo, en donde en dos eventos, los diputados federales Nabor Ochoa López y Francisco Alberto Zepeda González aparecieron juntos, promoviendo su imagen y sus propuestas ante los votantes del puerto.

Primero, los dos aparecieron como grupo en el recibimiento que ofreció Nacho Peralta en el Casino de la Feria. Y después, ofrecieron un magno festejo que, según las crónicas, reunió a más de dos mil personas en la Plaza del Pez Vela, en donde festejaron a los niños y las madres por su día social.

Las leyes de política son implacables: Nabor Ochoa y Francisco Zepeda van en busca de un mismo objetivo. “Pico” tiene el proyecto de ser alcalde y Nabor busca el mismo puesto una vez que se está descarrilando su plan por ser el candidato a la gubernatura.

En el evento de las madres y de los niños, los dos arrancaron, a la par, como pre candidatos a la alcaldía de Manzanillo. El encontronazo que se ve venir en el horizonte es de pronóstico reservado.

Nabor y Francisco, los dos, ya se dieron cuenta de que el choque de trenes viene inevitable. Y es que así es la política, las alianzas colapsan cuando los intereses se cruzan en el horizonte.

Y los seguidores de Nabor y “Pico” ya se dieron cuenta que los dos quieren la candidatura a la alcaldía. Por eso, la colisión es evidente.

MIS POSTDATAS DE ESTE DIA

 

P. D. 1.- Las huestes de la diputada federal Martha Sosa Govea ya se están alistando. Ya lo dijo en lo corto y pronto hará pública sus aspiraciones: La gustaría ser la candidata del PAN a la presidencia municipal de Manzanillo.

P. D. 2.- Está reviviendo políticamente el Grupo Universidad. Si se organizan pueden llegar con fuerza a la hora de la toma de decisiones en el 2015. Y se visualiza la mano del diputado federal Arnoldo Ochoa como nuevo líder político del grupo. No hay que perderlos de vista, porque saben jugar, y bien, al ajedrez político.

P. D. 3.- Quien mejor está jugando sus cartas en ese momento es el secretario general de Gobierno, Rogelio Rueda. Con sólidas relaciones en el centro del país, ha cuidado las relaciones personales y políticas con el priísmo identificado con el gobernador Mario Anguiano. Hay que seguirlo de cerca, porque tiene tablas, oficio y, sobre todo, experiencia.

Y ni una línea más.