Punto (.) Rojo


  1. Baldomero Díaz Gaytán

 

No hubo sorpresas políticas. Se impuso la lógica, el librito, el protocolo con el que se ha manejado, desde siempre, el Partido Revolucionario Institucional. José Ignacio Peralta Sánchez es, desde el viernes por la noche, el candidato de ese instituto político al Gobierno del Estado de Colima.

Peralta llega fuerte a la nominación, libre para negociar con todos los grupos políticos del estado. Los tiempos políticos en los que se mueve el PRI son brutales, implacables: “Nacho” es, desde el pasado fin de semana, el candidato a la gubernatura, pero también, el nuevo jefe del partido. Las decisiones del PRI, de aquí en adelante, pasan, forzosamente, por la autorización del candidato.

Por eso llama la atención el hecho de que desde la actual presidencia del Comité Directivo Estatal del PRI y desde la coordinación de la bancada tricolor en el Congreso del Estado, Francisco Anzar Herrera y Martín Flores Castañeda estén intentando manipular el proceso de selección de los candidatos que competirán el próximo siete de junio como aspirantes a las presidencias municipales y a las diputaciones locales. “El Tamacuas” y Flores deben entender que la decisión ya no está en sus manos, ahora el futuro depende, insistimos, de las decisiones del candidato.

Por eso Peralta Sánchez necesita, por la salud de su proyecto político, nombrar a la brevedad posible a un nuevo presidente del Comité Ejecutivo Estatal y a un Coordinador General de Campaña. Dejar el PRI en manos de Anzar sería, lo decimos claro, un suicidio político. Y es que, siempre se supo, el corazón político de Anzar y Martín Flores estuvo en otro proyecto político. Y lo dice el ABC de la política básica, la iglesia no se deja en manos de Lutero.

¿Quién para la presidencia del PRI Estatal? Hay en el tintero nombres interesantes, algunos que ya están sonando en el ánimo de la opinión pública, como el de Rogelio Humberto Rueda Sánchez, quien le serviría de mucho a Peralta realizando un trabajo de cicatrización política.

Pero lo que sí necesita Peralta Sánchez, con urgencia, es solicitar al partido sus propias encuestas de lo que sucede en cada uno de los municipios y en cada uno de los distritos electorales, para tener él, los resultados de los estudios de opinión que confirman la rentabilidad política y electoral de cada uno de los activos del PRI. Sólo así, con información confiable, podrá abortar el Golpe de Estado electoral que se percibe, intenta darle Anzar Herrera.

Los calendarios políticos son implacables: En su momento Griselda Alvarez dejó toda la operación política de la campaña en manos del entonces candidato Elías Zamora. Y éste a su vez, dejó que Carlos de la Madrid operara su propia sucesión. Y Fernando Moreno como candidato también ejerció a cabalidad esa facultad. Y Gustavo Vázquez, Silverio Cavazos y Mario Anguiano, todos en su momento, como candidatos, en la hora de las designaciones, asumieron el rol de candidatos y, sobre todo, el rol de nuevos líderes del partido.

A Peralta Sánchez le dieron la potestad, la facultad de ser el nuevo líder del PRI en Colima e, insistimos, llega libre, llega limpio, a nadie de la comarca le debe su candidatura. Por lo tanto, le llegó el tiempo de presentarnos en sociedad a su equipo de confianza, el que se encargará de diseñar su proyecto de campaña.

En consecuencia, el viernes por la noche, el PRI lanzó la frase de “Habemus candidato”, pero también envió el mensaje de que empieza la era de Peralta. Y eso, sin duda, a todos nos queda claro. Bueno, a casi todos, menos a unos cuantos.

 

MIS POSTDATAS DE ESTE DIA

 

  1. D. 1.- Fracaso total de la iniciativa del Instituto Electoral del Estado para proponer a los partidos políticos la firma de un pacto de civilidad. No fueron el PAN, el PRD ni Morena, o sea, los que tendrán a los candidatos más combativos. Se ve venir una campaña de muchas confrontaciones verbales.
  2. D. 2.- Se viene una noticia bomba en los próximos días. Se habla de que Esmeralda Cárdenas Sánchez podría ser nombrada candidata a la presidencia municipal de Colima por el Partido Verde Ecologista. Sin duda, una pésima, infausta noticia para Acción Nacional.
  3. D. 3.- Dicen las malas lenguas que en el PRI, el dúo dinámico de Martín Flores y Francisco Anzar están impulsando la candidatura de “Nachita” Molina para la alcaldía de Colima. Y lo mismo pasa en los otros municipios, en donde los amigos “chihuilines” quieren dejar acomodados a los cuates.
  4. D. 4.- En las entrañas de Acción Nacional está corriendo como reguero de pólvora una noticia. Se comenta que Jorge Luis Preciado está más presto que un calcetín para aceptar el reto de ser candidato. Habrá que estar a la espera de lo que suceda en las tierras del blanquiazul.
  5. D. 5.- Los hermanos Mancilla de Minatitlán están pensando muy bien el tema de su salida del PRI. Parece que la primera decisión de “Nacho” Peralta está fructificando, se hacen intentos para regresarlos al PRI. Además, Horacio y Alejandro empiezan a percibir que se tambalea la candidatura de Virgilio.
  6. D. 6.- Ricardo Román es un ejemplo de la profunda crisis que se vive en las filas del panismo de Manzanillo. No me crea, pero ya se comenta que su mamá, la regidora Luisa Cisneros, también se emberrinchó y ahora amenaza con “levantarle la mano al diputado federal ‘Pico’ Zepeda”. Algo huele mal en las tierras azules.

Y ni una línea más.