Por falta de acuerdos no se han hecho obras: API


Las obras compensatorias que debieron haberse ejecutado desde hace ocho meses estuvieron mucho tiempo en suspenso, debido a los problemas que se presentaron porque los diversos sectores del puerto no se pusieron de acuerdo en cómo se iba a erogar ese recurso y a qué áreas se destinarían, la sociedad pedía una cosa y los empresarios otra.

Manifestó el Vicealmirante Jorge Bustos Espino, director de la Administración Portuaria Integral, durante la reunión que sostuvo con la Agrupación Ciudadana Manzanillense (Aciman), quien dijo: las obras compensatorias nos costó muchísimo trabajo sacarlas, la negociación nos quitó mucho tiempo, nosotros tenemos las ganas, la disponibilidad, la aceptación de los problemas que se han provocado e incluso conseguir el recurso; lo más difícil fue que la gente se pusiera de acuerdo, ese fue uno de los grandes problemas a resolver por la API,  aseveró el funcionario.

Para resolver la problemática, dio a conocer que a partir de ahora, se formará un Comité de Obra para darle seguimiento desde la planeación, eso agilizará la realización de todo el proceso, no sólo para la API con la empresa, sino también para los usuarios, que finalmente son los beneficiarios, ellos mismos formarán parte de ese comité supervisor, primero tendrán que determinar y aceptar la ejecución del proyecto y posteriormente será el municipio quien se encargue del mantenimiento, de resolver los vicios ocultos con la garantía y la fianza de la compañía ejecutora, para mi es lo más sano y lo más transparente que podemos hacer, indicó Bustos Espino.

En otro tema habló de las afectaciones a la salud que algunas personas habían señalado, por la contaminación en el aire debido al manejo de graneles, destacando que esto se solucionará entre los meses de enero y febrero, con la puesta en marcha de la terminal especializada (TEC) de usos múltiples, porque el sistema que ellos manejan es cerrado lo que eliminaría de manera definitiva la emisión de partículas contaminantes.

Es algo a lo que le está apostando el puerto, a la especialización, porque el tipo de maniobra que actualmente se realiza es un poco artesanal o pasado de moda, que sin lugar a dudas afecta a los nuevos programas ambientalistas y las nuevas terminales resolverán esta problemática y dando los resultados que la gente espera; dijo.

Acerca de la militarización de los puertos, comentó que esto es parte de una estrategia regional de prevención y señaló que en su caso (ya que forma parte de la Marina), el haber llegado a la API, obedece a acciones similares que se realizaron en Lázaro Cárdenas, por los problemas que se estaban viviendo en la región michoacana y que son de todos conocidas, lo que se estaba tratando de evitar es que se viviera algo así en Manzanillo.

Destacó que en el puerto, la Marina siempre ha estado presente, lo que hacía falta era una mejor coordinación entre todas las autoridades para reforzar el concepto de seguridad, donde participaran activamente la aduana, capitanía de puerto y la región naval; esta inclusión -dijo- ha dado resultados que no todos conocen (por estrategia), pero que ha mejorado los niveles de seguridad, como lo merece el puerto; refirió.

En el supuesto caso de que el nivel de riesgo aumentara, sin duda se incrementará también la seguridad, que estaría apoyada por la API con su personal civil, “no comparto la idea que sea una militarización como tal, yo pudiera no tener experiencia empresarial, pero nada está inventado, todo está escrito, es cuestión de agarrar el librito y seguir el camino metiéndole honestidad al asunto, pero sí sé de estrategias militares y esta no es una de ellas; sólo se trata de una maniobra de seguridad como ha habido otras; indicó.

Habló también de la construcción del túnel, donde la API no es la encargada de manera directa, sino la SCT Colima, aunque el principal objetivo de la Administración Portuaria sea que el tren llegue para quitar las afectaciones que le está ocasionando a la ciudadanía.

En cuanto a la laguna del Valle de las Garzas, indicó que han revisado los compromisos que la API estableció y que solo compete a la reforestación, realizando esta acción en las islas que se construyeron con el dragado que hizo la dependencia federal, además están analizando la posibilidad de integrar un estudio completo, “es algo similar a la vialidad que se está haciendo en la carretera a Jalipa, es una obra que tiene SCT a su cargo, con un compromiso presidencial, que le pega durísimo al puerto”, comentó.

Detalló que se está desarrollando un estudio integral para resolver el problema de inundaciones que producen los arroyos de Rancho Viejo y Francisco Villa, que bajan hasta la API por el canal paralelo a la carretera, mucha gente no conoce el proyecto, pero se está empezando a desarrollar para darlo a conocer, se les ha adelantado algo a los empresarios, pero la sociedad en general aún no lo conoce, pero creemos que tendrá buenos resultados.

El trabajo que se está haciendo es serio -recalcó-, se están revisando todos los factores que allí se presentan, porque la API también tiene afectaciones por el azolvamiento de la dársena, aún no hay fecha para realizar todos los proyectos que tienen porque aún se deben reunir los especialistas, ambientalistas y técnicos para efectuar trabajos dentro de la laguna.

Por último, comentó en relación a las inundaciones que se registran en El Valle, esta acción no involucra sólo a la API, también a Conagua, al ayuntamiento y a Semarnat, hay muchos factores que tienen que conjuntarse y planear bien las cosas para obtener los recursos que realmente se requieren y evitar que se convierta en un problema, concluyó diciendo.