La Panga


Mayahuel Hurtado.-

LAS REDES sociales arrojan datos reveladores y para muestra habría que analizar a detalle lo que se difunde en Facebook, Twitter, blogs de noticias y otros, el tema principal es la violencia en el estado de Guerrero, de ahí las muestras de inconformidad de los porteños y es que pareciera que conforme pasan los días se localizan más fosas, más cadáveres.

En ese sentido, los jóvenes, principalmente, lanzan muestras de solidaridad, de apoyo a los padres de los 43 normalistas desaparecidos y a los familiares de los cuerpos encontrados en dicha entidad.

Pasado este momento, viene el de la preocupación; no debemos olvidar que son muchas las personas que por motivos de trabajo comenzaron hace poco más de una década un éxodo continúa hasta estas tierras. Datos del Inegi, así como los obtenidos por el área jurídica del DIF Manzanillo, precisan que son de Guerrero, Michoacán, Oaxaca y Jalisco las personas que por diversas causas llegaron a radicar a Manzanillo, pero eso no es todo, hay quienes vinieron por trabajo y actualmente se establecieron en estas tierras y se trajeron a familias completas.

No se ve como un problema, pues estas familias que por años han vivido en el puerto no han generado problemas; sin embargo; se tiene el temor de que con lo ocurrido en Iguala, Guerrero, de nueva cuenta comience dicho peregrinar en busca de mejor calidad de vida y eso no le gusta a la mayoría de los porteños, en el sentido de que consideran que peligra la tranquilidad y no quieren que esos cambios ocurran.

CIUDADANOS exigen transparencia en las asociaciones que dirigen, pues consideran que en los últimos tres años se han incrementado y su fundación debe obedecer a mejorar la vida de la sociedad. Es decir, deben ser reguladas, sobre todo si reciben fondos para apoyar a la ciudadanía y no es tan descabellada la idea, pues dirigir una sola organización requiere de una fuerte inversión de tiempo, es entonces cuando no me explico que en una sola persona pueda depositarse el trabajo de tres, cuatro, cinco, seis o más asociaciones.

En próximas entregas citaremos nombres y asociaciones, porque aparte de la actividad tan intensa que representa, ahora resulta que les va a quedar tiempo para incursionar en la política y aspirar a cargos de elección popular, me imagino que es con la finalidad de seguir trabajando por el beneficio social.

Yo apoyo a los ciudadanos que se inconforman por estas irregularidades, y en que se investigue a quien use las asociaciones para fines personales, más cuando existan quejas. Ya de pasadita, si no es mucho pedir, que se reglamente que sólo representen una y se exija que den una rendición de cuentas tanto a sus socios, como a la ciudadanía.

APROVECHANDO el tema de las asociaciones, el pasado 24 de noviembre, Martín Cárdenas, presidente de Vihda Manzanillo, declaró a un medio que actualmente se tienen registrados en el puerto 300 casos de Sida y que es la Secretaria de Salud quien le proporcionó estos datos.

El día de ayer se publicó en diversos medios impresos y electrónicos la siguiente información: “Con las pruebas de detección del virus de inmunodeficiencia humana que realiza de manera permanente la Secretaría de Salud y Bienestar Social del Gobierno del Estado, este año -hasta octubre pasado- se han detectado 61 personas con VIH en el estado, lo que representa una incidencia de 0.008 por cada 100 mil habitantes, de acuerdo al reporte del Sistema de Administración Logística y de Vigilancia de Antirretrovirales.

“La dependencia puntualizó que de los casos citados, 21 han sido notificados en el municipio de Colima, 15 en Manzanillo, 13 en Tecomán, 6 en Villa de Alvarez y 2 en Armería, Comala y Coquimatlán, concentrándose el mayor número de casos en los grupos de edad de los 21 a 60 años”.

Hasta ahí la transcripción de un fragmento del boletín; me quedan varias interrogantes, entre ellas: ¿De dónde saca Martin Cárdenas los 300 casos de Sida y cómo le hizo para precisar que cada mes se incrementan tres casos en el municipio? Vaya enredo en el que se metió el líder de Vihda Manzanillo.

MANZANILLO ya se prepara para la llegada de la Navidad, en las casas ya se aprecian las luces y decoraciones, pero el Ayuntamiento no se queda atrás y es el director de Servicios Públicos quien me informó que este año, aparte de las luces de la zona del Centro Histórico, se tiene planeado engalanar al crucero de Las Hadas y Las Brisas. Esperemos algún día ver decorado nuestro boulevard, que es la carta de presentación para el turismo.

FINALIZO mi columna reconociendo que líderes de sectores sociales vulnerados se estén reuniendo para sumar esfuerzos en la lucha contra la discriminación. Eso, sin duda, generará acciones que en el medio y largo plazo, se traducirán en sociedades de respeto, donde la armonía entre sus individuos se aprecie y la sociedad recobre esa tranquilidad y seguridad que algún día situó a Manzanillo y al resto del estado, como una zona con una elevada calidad de vida.