Juicio político en contra de Lorenzo Córdova

Salvador Villa Bibiano. | Foto: Especial

Ya pasó la semana Santa e inicia la de Pascua y seguramente Morena y el PT, congruentes con su decir y hacer, tendrán preparada la solicitud del Juicio Político en contra de presidente del INE, Lorenzo Córdova y su peón de estoques, Ciro Murayama, quienes han mostrado descarada cargada a favor de los conservadores y ultraconservadores del PRI y el PAN, quienes se han venido asociando en los fraudes electorales, desde el cometido por el PRI que llevó al poder a Carlos Salinas, solapado por el PAN. Acuérdense que el jefe Diego, desde la tribuna del Congreso, pidió que se quemaran los paquetes que contenían las boletas electorales de la fraudulenta elección.

El presidente del INE, Lorenzo Córdova, pone en riesgo las elecciones del 6 de junio de 2021. Los mexicanos exigen y piden a gritos que se respete el voto popular; el pueblo está dispuesto a hacer respetar la democracia porque está harto de los mismos de siempre, que solo ven su provecho personal, haciéndose de poder mediante argucias y compra de votos.

El INE no solo se ha extralimitado en sus funciones al emitir nuevos criterios de reparto de las curules plurinominales, además viola la Ley pues ni la Constitución, ni ley alguna, otorga al INE atribuciones para regular la distribución de curules. En la práctica se trata de una modi­ficación a una ley que únicamente le corresponde y compete al Congreso de la Unión. En pocas palabras está abusando del poder.

Conociendo cómo han actuado los actores políticos del viejo PRI en elecciones pasadas, las elecciones del 6 de junio están en peligro porque hay probabilidades de un fraude electoral. Se está jugando la Cámara de Diputados, pues a la derecha y a la ultraderecha les importa mucho tener mayoría en el Congreso para que el presidente de la República no siga avanzando a favor de los mexicanos, ni siga destapando cloacas de corrupción de años, donde estuvieron involucrados altos y medianos funcionarios, así como gobernadores del viejo sistema político.

Por sus fobias en contra del presidente y de su partido, Lorenzo Córdova y su monaguillo están faltando a los principios de la función electoral, a saber: la neutralidad, objetividad e imparcialidad electoral y eso es gravísimo que no se debe permitir, de ahí, de que por estas razones y por otras es procedente el juicio político en contra del presidente del INE, conforme lo establece el Artículo 110 de la Constitución General de la República, que establece: serán sometidos a juicio político el consejero presidente, los consejeros electorales, y el secretario ejecutivo del Instituto Nacional Electoral por violaciones graves a esta Constitución y a las leyes que ella emanen.

Los partidos PRI, PAN, MC y PRD defienden a Lorenzo Córdova porque les conviene y les dieron la orden a los candidatos del PRIAN que en sus pláticas defiendan la actitud ilegal del INE. En Colima, Mely Romero defendió lo indefendible, mencionó que el INE es víctima de persecución política. ¿Quitar registros a la brava a las y los candidatos mejor posesionados de Morena, como Félix Salgado Macedonio y otros tanto más en forma descarada e ilegal, eso no puede ser persecución política?, pero Mely obedece órdenes.

El presidente Nacional de Morena, Mario Delgado Carrillo, y una buena parte de los mexicanos, señalan a Lorenzo Córdova y Ciro Murayama como amigos íntimos del PRIAN. Si el INE se estuviera extralimitando en sus funciones en contra de cualquier otro partido político la misma crítica le haría a favor del partido afectado.

DE OTROS ASUNTOS.- Empiezan las campañas políticas de los candidatos a las presidencias municipales, primera autoridad que debe estar en contacto directo con los ciudadanos y recibirlos cuando ellos lo soliciten y convertirse, con su equipo de trabajo, en unos verdaderos gestores en solucionar problemas. Ya no es tiempo de que los políticos se encierren a piedra y lodo en sus despachos, tomando el cafecito, la gente quiere hablar con sus autoridades y a los primeros que buscan son a los presidentes municipales y a sus regidores. Los regidores tienen la obligación de atender al pueblo pero se le esconden cuando los buscan, solo les gusta parar el dedo en las reuniones de cabildo. Inclusive les puedo asegurar que en algunos cabildos solo van a las sesiones.

Hace unos meses me acerqué al área de regidores del Ayuntamiento de Colima y vi salir a una señora y le pregunté ¿Estarán los regidores? No hay nadie. Yo llevo cinco vueltas con esta buscando a una regidora, que me mandaron con ella, y siempre me dicen que está en reunión o que se acaba de ir, que les deje el número telefónico y que ellos me llaman, pero nunca lo hacen. La gente quiere respuestas, sí o no. Si el asunto propuesto no procede o no es la autoridad competente hay que explicarle a la ciudadanía las razones por las que no se puede, inclusive orientarlo en los pasos a seguir. Si está al alcance, resolverlo a la brevedad. Que no ande la gente vuelta y vuelta, perdiendo el tiempo. La atención al público es primordial, y ahí ya no importan los colores partidistas, sea del partido político que sea, tienen derecho a ser atendido por sus autoridades. Es todo por hoy