Familias de Villa Izcalli no pueden pagar $4 mil al mes


Karla Gabriela Gómez Torres

 

Un grupo de aproximadamente 20 personas se colocaron por unos momentos frente a la Casa de Gobierno, para pedir ser escuchados por el gobernador Ignacio Peralta Sánchez y buscar una mejor solución a las ya propuestas para conservar sus casas de la colonia Villa Izcalli Fovissste, ante la amenaza de ser desalojados,  por la nueva empresa propietaria de los inmuebles.

Estas personas son las que habitan las 38 viviendas que no lograron ampararse para no ser desalojados de sus casas, de un grupo de 57 con las que iniciaron los desalojos de estas propiedades en litigio.

Lo anterior lo mencionó Ana Guadalupe Jiménez Díaz, en representación de los vecinos que mostraron pancartas en busca del mandatario Ignacio Peralta, que le piden una mejor solución que la ya propuesta por el secretario de Gobierno, Arnoldo Ochoa, pues dicen no poder pagar las mensualidades elevadas de cuatro mil pesos, con una Caja Popular, préstamo a 20 años.

Jiménez Díaz, dijo que son 30 viviendas las que siguen en la lucha de las 50 que iniciaron, pues unas ya fueron desalojadas,  reconociendo que un aproximado de 20 dejaron la lucha a consideración de los habitantes por no tener los elementos como los 30 que quedan.

Dijo que sobre el ofrecimiento de la jefa de Fovissste en la actualidad, lo desconoce, pero recordó que ellos mismos -Fovissste- no les regresó en aquel tiempo el equivalente del enganche que dieron los habitantes de las viviendas en litigio hoy y el apoderado legal ahora Pablo Navarrete, quiere los 350 mil pesos en la mano.

Ellos quieren una respuesta y entrevistarse con el gobernador, pues el crédito a 20 años con la Caja Popular dijo que no es conveniente, pues las mensualidades son altas y como pensionados y sin buenos ingresos es pesado.