El impacto del ajuste será menor: Carstens


El Gobernador del Banco de México, Agustín Carstens, calificó como razonable la decisión del gobierno de  ajustar el gasto y no subir impuestos ni contratar mayor deuda ante la baja en los precios del petróleo.

“Lo razonable es ajustarnos, porque la única otra alternativa es, realmente, mayor deuda dado que el Gobierno ha dicho que no habrá mayores impuestos. Y mayor deuda, pues implica mayores impuestos en el futuro. O sea que, la realidad es que la deuda no es una salida. Entonces, pues realmente el tema es que nos tenemos que ajustar a un nivel de ingreso menor”, comentó Agustín Carstens.

El gobernador del Banco Central estimó que el ajuste al gasto prácticamente no afectará a la población en general.

“La Secretaría de Hacienda ha indicado que va a proteger al máximo posible todos los programas de índole social, entonces en ese sentido yo creo  que el impacto hacia la gran mayoría de los mexicanos, sobre todo, de los más necesitados, debería de ser limitado”, indicó Agustín Carstens.

El director del Centro de Estudios Económicos del Sector Privado, Luis Foncerrada, dijo que es acertada la decisión de Hacienda de ajustar el gasto del gobierno para este año.

“Es una medida correcta, importante para la estabilidad del país, importante por la caída del petróleo y además en el momento correcto, era el momento de hacerlo no se podía retrasar, y esto permite ver una clara responsabilidad y el compromiso del gobierno por mantener finanzas públicas sanas y estabilidad macro”, comentó Luis Foncerrada.

Aseguró que es correcta la decisión del gobierno de suspender de manera indefinida la construcción del tren México Querétaro, tal como propuso el centro que él dirige pues era una inversión que no es prioritaria en este momento cuando el país tiene otras necesidades.

El ex secretario de Hacienda, Francisco Gil Díaz, calificó la caída en el precio del petróleo como “apocalíptica” y más que oportuna la decisión de Hacienda de contratar coberturas para proteger el precio del barril de petróleo mexicano y de ajustar el gasto.

“pues se nos vino encima esta caída del precio del petróleo que es una caída verdaderamente apocalíptica, porque nadie la preveía; me parece visionaria la medida porque se está anticipando a lo que puede ser un 2016 problemático”, señaló Francisco Gil Díaz.