Editorial


Uniformes escolares gratuitos

 

Hace no muchos años, el Ayuntamiento de Manzanillo fue pionero en el estado en la entrega de uniformes gratuitos a estudiantes; por el alto valor social que esta iniciativa representa, comunas como la de Cuauhtémoc y Villa de Alvarez replicaron la noble acción, aunque hay que aclarar que en VdeA, la alcaldesa Yulenny Cortés suspendió estos apoyos y poco más de 11 mil escolapios de primarias oficiales no recibieron su uniforme en el presente ciclo escolar.

Ayer, el gobernador del estado, Ignacio Peralta, siguiendo con esta política de beneficio a la economía de las familias, firmó el decreto para que casi 25 mil pequeños que asisten a preescolar reciban su informe escolar gratuito.

El uniforme tiene una función muy importante, porque en el conglomerado escolar elimina las diferencias económicas; es decir, si cada pequeño acudiera vestido con prendas diversas al uniforme, sería más evidente que algunos padres tienen más poder adquisitivo que otros y podría haber tendencias hacia la discriminación de tipo económico.

Por eso es importante el uniforme escolar, porque da equidad, porque tiende a mostrar a todos los pequeños por igual, evitando también el acoso o bullying por cuestión económica. En cuanto a las finanzas del hogar, es un apoyo porque evita el gasto a familias que tienen hijos en varios niveles escolares.

La meta es cubrir gradualmente con uniformes escolares gratuitos a todos los escolares de primaria, de modo tal que en el 2017 será en preescolar, al siguiente primaria y posteriormente el nivel de secundaria, por lo que se considerarán las partidas presupuestales en este renglón.

La inversión en este beneficio será inicialmente de casi cinco millones de pesos y ésta es la manera más tangible de un buen uso de los recursos públicos; es decir, el beneficio es palpable y ésta es otra ventaja de inversiones en el capital humano. Es también un esfuerzo del gobierno estatal pese a que las finanzas estatales no se encuentran en el mejor momento.

Con esta iniciativa de apoyo a los estudiantes y a la economía de las familias se evidencia también la participación del titular de educación, Oscar Javier Hernández Rosas, experimentado pedagogo que viene imprimiendo un notable desempeño al ramo de la educación en el estado.

Mientras en otras entidades los problemas educativos limitan las potencialidades de los alumnos y grupos de maestros coartan la libertad de otros profesores por impartir enseñanza, en Colima la docencia y el alumnado se encuentran entregados en su misión y los escolares son beneficiados hasta con uniformes.