Duarte garantiza justicia en caso de menor violada


El gobernador de Veracruz, Javier Duarte, se reunió con la abuela de Daphne, quien encabezó una marcha para exigir justica y se castigue a los cuatro jóvenes (conocidos como los “Porkys”), que confesaron haber abusado sexualmente de su nieta.

Luego de que tomara fuerza en los medios de comunicación y en las redes sociales el caso de la violación de Daphne Fernández por parte de “juniors” en el estado de Veracruz, el gobernador Javier Duarte visitó al casa de la menor para expresar su respaldo a la familia.

Javier Duarte dijo que a pesar de que el caso está en manos de la Fiscalía veracruzana, su gobierno estará al pendiente para que se haga justicia.

Los jóvenes acusado de la violación son conocidos como “Los Porkys” y son hijos de empresarios, por lo que se pesume por eso no han sido detenidos ni procesados.

El caso de Daphne salió a la luz pública luego de que su padre, Javier Fernández publicara en días pasados una carta dando a conocer la falta de justicia. Ya que la violación se registró desde enero de 2015 y la denuncia se presentó en mayo, las autoridades no han detenido a los presuntos culpables, por tratarse de hijos de personsas “influyentes” en el estado.

Duarte expresó a la abuela de Daphne que las autoridades estatales acompañarán a la familia durante el proceso.

Esta es la primera acción del gobernador veracruzano desde que se dio a conocer el caso.

Por otra parte, Javier Fernández, papá de Daphne, difundió el audio de una conversación que sostuvo con los padres de los agresores de abuso sexual de su hija, en que aceptan la culpa de los llamados ‘Porkys’ en redes sociales.

El material corresponde a una de las reuniones que tuvo lugar el pasado 29 de abril con los padres de Enrique Capitain, señalado por violar a Daphne. En ese encuentro Ricardo Fernández –otro de los implicados-, amigo de Javier, afirma a Enrique Capitaine y Jacky Marin, padres del joven:

“La noche del 3 y 2 de enero, Enrique violó a la hija de Javier, en tu casa”.

Tras una serie de señalamientos y puntos sobre los motivos, disculpas y aceptación de los cuatro jóvenes, los padres de Jorge Cotaita Cabrales, Diego Cruz Alonso y Gerardo Rodríguez Acosta, aceptan la culpabilidad de sus hijos.