Detienen a tres que saqueaban ranchos


Rocío Sandoval.-

La madrugada de ayer fueron detenidas tres personas, dos masculinos y una fémina, originarios de la colonia El Tívoli de esta ciudad capital, que se dedicaban a saquear los ranchos de la entidad, los hechos ocurrieron en el municipio de Coquimatlán, dio a conocer el director de Seguridad Pública y Vialidad, Margarito Martínez Ayala.

Relató que en días pasados se reunieron con los ejidatarios de Jala y otras comunidades más, para establecer el operativo denominado “Por la Seguridad de los Coquimatlenses” que permitiera frenar los robos que a últimas fechas estaban sucediendo en las rancherías del lugar.

Estos operativos se realizan por la mañana y noche, en diferentes puntos del municipio, consistentes en revisar los vehículos y personas de apariencia sospechosa, así como los que hayan sido reportados por los ejidatarios, quienes se sumaron a estas acciones.

Martínez Ayala detalló que cerca de la 1:00 de la madrugada realizaban un recorrido a la salida de Jala, cuando se percataron de la actitud sospechosa de los tripulantes de una camioneta Toyota, color blanco, a la cual los uniformados les marcaron el alto para la revisión de rutina.

Ante la negativa de los tripulantes se inicio una persecución, hasta encontrarse con otra patrulla que les cerró el paso, por lo que no tuvieron más remedio que detenerse, ordenándoseles bajar de su vehículo, de este descendieron dos personas del sexo masculino y una mujer.

Al momento de revisar la unidad se pudo observar que transportaban un tanque y un cilindro de gas, diversas baterías para vehículos y unas cizallas, como las que se utilizan para cortar fierro; al cuestionarles sobre los objetos encontrados y el porqué habían hecho caso omiso a la orden de detenerse, los presuntos cayeron en contradicciones y al no poder acreditar la procedencia, fueron remitidos a la Dirección de Seguridad Pública de Coquimatlán.

Al momento de la detención, los responsables dieron nombres falsos a los uniformados, pero una vez que continuaron con el interrogatorio reconocieron el hecho y al corroborar los nombres verdaderos en Plataforma México, arrojó como resultado que los tres presuntos contaban con una orden de reaprehensión por robo.