Punto (.) Rojo


EL VIRGILISMO, ALIMENTADO POR EL PRI Y EL PAN

Y ESTE DIA, CLARO QUE SI MANDO MIS POSTDATAS

J. Baldomero Díaz Gaytán

 

Virgilio Mendoza Amezcua es, en este momento, uno de los tres hombres más poderosos de la política estatal. Y cada día que pasa envía señales claras de que está preparando su plataforma de aterrizaje pensando, obviamente, en las elecciones generales del 2018, en donde busca convertirse en candidato de la alianza PRI-Partido Verde en la fórmula hacia el Senado de la República.

Pero vamos por partes: Virgilio es en este momento el jefe del grupo político que ha gobernado Manzanillo en los últimos cuatro años: La actual presidenta municipal, Gabriela Benavides Cobos, es una de las piedras angulares del Virgilismo y todos los movimientos que se registran en el puerto llevan, desde luego, el aval, el visto bueno, la autorización del diputado federal del Partido Verde Ecologista.

En Minatitlán sucede un fenómeno similar: Los hermanos Mancilla, Horacio y Alejandro, son aliados claves en el proyecto de Virgilio Mendoza. Es más, está documentado que durante la campaña electoral del año pasado, Minatitlán y Armería fueron los dos municipios en donde Mendoza operó las elecciones. Ernesto Márquez y Horacio Mancilla son, junto con Gabriela Benavides, tres alcaldes que se mueven en la órbita, en los radares del proyecto de poder del Virgilismo.

Pero… en las últimas horas se ha filtrado a los medios de comunicación la noticia de que el Virgilismo ha tomado la decisión de asumir, de una vez por todas, el control administrativo del Ayuntamiento de Armería. Por ello, en los próximos días el alcalde Ernesto Márquez anunciará los nombramientos de Rosalinda Barbosa Amezcua como responsable de la Tesorería y de Adolfo Amezcua como encargado de la Oficialía Mayor. Es decir, los dos funcionarios obedecen a la línea de ADN familiar y político de Virgilio.

En efecto, Rosalinda se desempeña aún como responsable de la Oficialía Mayor en Armería, pero ya fue invitada por el alcalde Márquez para hacerse cargo de la Tesorería. Y en lo que respecta a Adolfo Amezcua, se desempaña en sus últimos días como responsable de la Oficialía Mayor en la administración de Gabriela Benavides en Manzanillo. Es decir, la línea de poder de Virgilio ha tomado la decisión de asumir el control de Armería. Van a dejar que Ernesto Márquez haga el trabajo político y los Amezcua asumirán el control administrativo del gobierno de uno de los municipios más pobres del estado. Pero, estadísticamente, lo dicen los números del Instituto Electoral del Estado, el quinto municipio en lo que a números de votantes se refiere, sólo detrás de Manzanillo, Colima, Tecomán y Villa de Alvarez, en ese orden.

Para cerrar su estrategia de poder en la zona costera, Virgilio Mendoza tiene como sus aliados en el municipio de Tecomán a dos ex presidentes municipales de extracción panista: Elías Martínez Delgadillo y Saúl Magaña. Es decir, en lenguaje práctico, Virgilio está alistando, engrasando su maquinaria electoral. Y envía al resto del estado y de los actores políticos identificados con el PRI y sus aliados, un claro mensaje: Tiene control en cuatro municipios y eso, le debe dar, en automático, un boleto de primera fila para buscar un escaño en la próxima legislatura del Congreso de la Unión.

Ante la contundencia de las evidencias no hay defensa, y en el caso de Virgilio Mendoza, está ajustando su maquinaria y, como lo dijimos ayer, su grupo se está alimentando de las arterias políticas del PRI y del PAN. Y está creando, desde esa óptica, un súper proyecto pensando en el 2018.

Virgilio es, en este momento y aunque muchos no lo quieran reconocer, el punto de unión entre muchos panistas y priístas. Y eso le da muchas ventajas pensando, desde ya, en el escenario político y electoral del 2018. Al tiempo.

 

MIS POSTDATAS DE ESTE DIA

P. D. 1.- El Oficial Mayor de Manzanillo, Adolfo Amezcua, ya está entregando su oficina. Y en el Ayuntamiento porteño empiezan a correr apuestas en torno a quién será el nuevo responsable de esa oficina. Algunos manejan el nombre de Irene Herrera, pero otros más empiezan a ventilar el nombre de Aldo Preciado Jiménez como el sustituto. Por lo pronto, como se dice popularmente, “se hacen apuestas, señores”.

P.D. 2.- El diputado Nicolás Contreras Cortés está subiendo sus bonos políticos con el liderazgo responsable que está ejerciendo del llamado grupo de los legisladores independientes. Muchos lo vemos ya como candidato a la alcaldía de Colima en una coalición encabezada por el PRI y sin duda, tendría muchas posibilidades de ganar. Contreras es un político de resultados y por eso ha sobrevivido políticamente.

P. 3.- El director del Instituto Mexicano de la Juventud, José Manuel Romero Coello, poco a poco está metiéndose en el ánimo de los electores de Manzanillo. Ya son varios fines de semana en los que ha sostenido algunas reuniones con sus amigos y aliados políticos. Tiene muchas posibilidades de crecimiento en sus aspiraciones, sobre todo, porque es una de las caras frescas del Revolucionario Institucional.

P.D. 4.- El futuro líder del PRI en el puerto, Rubén Alamo Navarro, envía las primeras señales de su talento y oficio político. Ya pactó con el líder de la Croc, David Ortega Quiterio, y ambos han firmado un punto de acuerdo para lograr la resurrección del tricolor en el puerto. Sin duda, un buen inicio y buenas señales.

Y ni una línea más.